Comunicado de Prensa de la Corte Constitucional No. 24 de 27 de junio de 2019.

Visto 113 veces
Darle prelación a los parientes consanguíneos frente a los civiles para asumir el cuidado de una persona en condición de discapacidad mental, configura una distinción entre parientes por su origen familiar que vulnera el derecho a la igualdad, debido a que no resulta una medida conducente e indispensable para lograr la finalidad legítima a que se encamina; y otra.
Iniciar Sesión para Leer Más.
Inicia sesión para enviar comentarios